El ritmo cerebral es el que nos saca del laberinto | madrimasd

Para sacarnos de un laberinto, el cerebro modifica el ritmo de los pulsos neuronales: oscurece las calles que no nos convienen para que nos centremos en la única ruta que nos lleva a casa

Origen: El ritmo cerebral es el que nos saca del laberinto | madrimasd

¿Por qué a las mujeres no nos gusta el porno? — Pozos de Pasión

Pues aunque no soy una experta, algo de porno sí que he visto, como casi todo adulto. Como le dije a uno de mis tertulianos en Twitter, este fenómeno tiene una serie de elementos que me disgustan sobremanera como persona. Como mujer esos elementos me parecen incluso peligrosos para mi seguridad y mi salud reproductiva […]

a través de ¿Por qué a las mujeres no nos gusta el porno? — Pozos de Pasión

Hoy: Charla de termorregulación en coleópteros — Biología en la URJC

Ponente: Eva Cuesta. Museo Nacional de Ciencias Naturales, CSIC. Fecha y Hora: 26 de febrero del 2020. 16:00hrs Lugar: URJC, Campues Móstoles. Aulario II Aula 001

a través de Hoy: Charla de termorregulación en coleópteros — Biología en la URJC

Los combustibles fósiles son los principales responsables del metano que envenena el aire | madrimasd

Según publican en Nature, las emisiones actuales de metano procedentes de la extracción, transporte y quema de los distintos combustibles fósiles (carbón, gas y petróleo) rondarían los 177 millones de toneladas anuales, con un margen de 37 millones arriba o abajo. Eso supondría elevar la aportación de estos hidrocarburos al total hasta en un 55%. La incertidumbre procede de lo complicado que es determinar el origen de cada gramo de metano que hay hoy en la atmósfera.

Origen: La humanidad es la principal responsable del metano que envenena el aire | madrimasd

Identifican una estrategia celular para solucionar las proteínas mal plegadas | madrimasd

El hallazgo es el resultado de un estudio español para investigar el proceso de control de calidad de las proteínas

Origen: Identifican una estrategia celular para solucionar las proteínas mal plegadas | madrimasd

¿Cómo se contagia el COVID-19? Los científicos ya lo saben

La principal ruta de transmisión del COVID-19, al igual que de la gripe, son las microgotitas (aerosoles) respiratorias generadas cuando alguien tose, estornuda o habla. Los virus que hay en estas gotas pueden infectar a otra gente a través de las mucosas de ojos, nariz o la boca, tanto cuando aterrizan directamente en la cara de alguien, como cuando son transferidas al tocarse la cara con la mano manchada.

Primera regla para evitar el contagio: utilizar pañuelos de papel desechables al toser o estornudar. Si no tenemos cubrirse la boca y la nariz con el CODO ¡No con la mano!

Segunda regla: lavarse las manos con frecuencia

Esas gotitas son demasiado pesadas para quedarse flotando en el aire, así que el contagio solo ocurre cuando la gente tiene contacto estrecho. Por eso la mayor parte de los contagios han ocurrido entre familiares. El contacto también es muy estrecho entre los pacientes y el personal sanitario, y por eso también ha habido ese tipo de contagio.

La gente debería tomar las mismas precauciones que con la gripe, que es igual de mortífera

También podría ocurrir que nuestras manos se contaminen tocando superficies que se han manchado con estas gotitas, pero su desinfección es muy fácil con alcohol, agua oxigenada o lejía. Cualquier producto limpiador que lleve estos ingredientes (como un limpiacristales, por ejemplo) servirá para desinfectar, no hace falta buscar nada raro ni especial.

Si quieres saber más, entra en el enlace adjunto.

Origen: How COVID-19 Is Spread | The Scientist Magazine®

Los diferentes organismos modelo. Capitulo 5: plantas

Ya en el 2017, en mi artículo “Descontaminación de suelos mediante el uso de plantas transgénicas” os hable de la importancia que puede tener la modificación genética en plantas, tanto para el ser humano como para el medio ambiente.  En dicho artículo mencionaba el uso de la especie Arabidopsis thaliana, como planta transgénica en la fitorremediación, la cual es capaz de acumular mercurio (Hg), una de las sustancias más tóxicas.

Aunque A. thaliana no sea de los organismos modelo más famoso entre la población (fuera del laboratorio es considerada una mala hierba) como tal vez si lo sean los ratoncitos blancos (Mus musculus) y las moscas de la fruta (Drosophila melanogaster), es una de las plantas mas estudiadas globalmente a nivel genético y fisiológico (Busoms, 2016).

La planta A. thaliana pertenece a la familia de las crucíferas (Brassicaceae), a la que pertenecen unas 4 mil especies (Poveda, 2018). Entre estas especies destacan algunas de interés agrícola como la col (Brassica oleracea) y el nabo (Brassica napus) (Valls, 2011). La especie protagonista de este artículo esta distribuida por todos los continentes (es cosmopolita), es una planta anual de pequeño tamaño, entre 10 y 30 cm (Povedad, 2018), presenta un ciclo de vida relativamente corto (unas 6 semanas) y es un organismo muy prolífico, siendo capaz de producir hasta 10000 semillas por individuo, las cuales son viables varios años. También es capaz de autofecundarse, es decir, es autógama (Busoms, 2016). Presenta 4 pétalos en las flores, las cuales son blancas, con forma de cruz (por esta razón pertenece a las crucíferas) (Poveda, 2018). Dichas flores son pequeñas y hermafroditas (órganos reproductores masculinos y femeninos). En cuanto al fruto, es una silicua de unos 4 cm de largo y 2 mm de ancho, pudiendo albergar hasta 30 semillas por silicua (Valls, 2011). Las semillas serán dispersadas por el viento, este tipo de dispersión es conocido como “dispersión anemócora”.

Arabidopsis
Representación gráfica de la planta Arabidopsis thaliana / Poveda, 2018.
Silicuas-y-semillas-de-A.-thaliana
Silicuas y semillas de A. thaliana / Poveda, 2018.

Esta planta, a simple vista, no parece gran cosa y mucho menos que tenga algún interés para el ser humano. Esto puede deberse a que no destaca visualmente para ser una especie ornamental y sus órganos no son atractivos para su consumo. No obstante, como os he dicho al principio, es un organismo modelo de los mas importantes y estudiados en investigación sobre biología molecular, genética y fisiología vegetal (Poveda, 2018). Es cierto que su uso en el laboratorio ha sido bastante tardío, y consolidado en la década de los años 80 (Valls, 2011). Arabidopsis thaliana  consta de 7 características principales por las que ha sido elegida organismo modelo: su pequeño tamaño y fácil manejo, su corto tiempo de generación, su autopolinización y número de semillas producidas, su pequeño genoma y su número reducido de cromosomas (Poveda, 2018). Estas características permiten que cultivarla en invernaderos y cámaras de cultivo sea bastante sencillo. Además su pequeño genoma, secuenciado completamente en el año 2000, permite su manipulación por ingeniería genética de manera fácil y rápida en comparación con otras especies de plantas (Valls, 2011).

Con esta especie se investigan muchos procesos biológicos. A nivel genético, gracias a la creación de mutantes, se han logrado desarrollar grandes conocimientos en el mundo vegetal, como en los procesos de germinación y floración, crecimiento radicular, síntesis de la pared celular, entre otros (Poveda, 2018). Sin embargo, la investigación con A. thaliana  también es muy útil en ecología, es decir, interacciones con otras plantas al rededor de su medio ambiente. A nivel ecológico se estudian las respuestas de dicha planta a condiciones estresantes de tipo abiótico (como condiciones de salinidad, sequía, heladas, etc.) o bien cómo reacciona ante ataques de patógenos y plagas. Un ejemplo de este tipo de investigaciones, a nivel ecológico, es el estudio realizado por  Sílvia Busoms y su equipo (2015) en Cataluña. Estos científicos estudian la tolerancia que presentan las poblaciones costeras de A. thaliana ante la salinidad del medio ambiente en el que se encuentran.

Para leer el capítulo anterior: capítulo 4.

Para leer el siguiente capitulo: capítulo 6

Para leer mi artículo: “Descontaminación de suelos mediante el uso de plantas transgénicas”.

REFERENCIAS

Busoms, S.; Teres, J.; Huang, X.; Bomblies, K.; Dnaku, J.; Douglas, A.; Weigel, D.; Poschenrieder, C.; Salt, D. E. (2015). Salinity is an agent of divergent selection driving local adaptation of Arabidopsis thaliana to coastal habitatsPlant Physiology 168 (3): 915-929. doi: 10.1104/pp.15.00427.

Busoms, S (2016). “Arabidopsis thaliana, no sólo una planta de laboratorio. Importancia de las poblaciones silvestres catalanas.” UABDivulga [online]. Disponible en: https://www.uab.cat/web/detalle-noticia/arabidopsis-thaliana-no-solo-una-planta-de-laboratorio-importancia-de-las-poblaciones-silvestres-catalanas-1345680342040.html?noticiaid=1345695163636 [Último acceso: 21 Feb 2020].

Poveda J. (2018).  “Arabidopsis thaliana: la “mala hierba” que alcanzó la cima de la ciencia vegetal”. [online]. Disponible en: https://naukas.com/2018/01/11/arabidopsis-thaliana-la-mala-hierba-que-alcanzo-la-cima-de-la-ciencia-vegetal/ [Último acceso: 21 Feb 2020].

Valls, L. (2011). “Seres modélicos. Entre la naturaleza y el laboratorio”. CSIC. [online] Disponible en: http://seresmodelicos.csic.es/ [Último acceso: 21 Feb 2020].

 

Cell Culture: From Industrial Brewing To Transforming The Science Of Medicine | Science Trends

 

Nuestra egresada Carla Bautista también divulga sobre biomedicina ¡Es una joya!

Safe medical treatments are crucial tools in the fight against human diseases. Ensuring that medical treatments are safe inevitably requires investigating their effects on our most basic building

Origen: Cell Culture: From Industrial Brewing To Transforming The Science Of Medicine | Science Trends