Una bióloga de la URJC protagonista de una novela de denuncia socio-sanitaria y ambiental

La recién publicada novela Pozos de Pasión conjuga una atractiva combinación de denuncia social y ambiental. Aparte de esta interesante peculiaridad, esta historia de ficción está protagonizada por una bióloga de la URJC, vecina del barrio de Usera, Sara Sanz.

Durante la trama, Sara, investigadora biosanitaria en paro, sustituye a una compañera en un proyecto internacional de salud reproductiva y sexual en un inestable país de oriente medio bajo el paraguas de la OMS. Al llegar al pequeño emirato árabe donde desempeñará su labor se encuentra con un fenómeno recurrente de la globalización. La construcción de grandes infraestructuras, que podrían mejorar la calidad de vida de la población y generar riqueza, desplazan ingentes cantidades de mano de obra barata, fundamentalmente inmigrante. Sin estos trabajadores las obras serían frecuentemente irrealizables, especialmente bajo los parámetros de beneficio económico de la empresa privada y, sin embargo, los grandes proyectos estratégicos ignoran esta necesidad en su planificación.

En opinión de Sara, la responsabilidad social empresarial obligaría a los constructores a alojar y abastecer convenientemente a su mano de obra, sin embargo, solo suelen hacerlo con sus altos ejecutivos. Nuestra joven investigadora se siente escandalizada al conocer que la resolución de estos grandes asentamientos de infraviviendas se descarga sobre la iniciativa pública y la cooperación internacional. En la novela Sara describe con palabras directas y sencillas cómo la resolución del saneamiento y abastecimiento de agua potable son elementos críticos para la salud ambiental. En condiciones insalubres, la contaminación de las aguas de boca disponibles puede dar lugar a epidemias incontrolables y mortales, como el cólera, cuya prevención es responsabilidad de toda la sociedad.

Sara trabaja en colaboración con un ingeniero y un geólogo, ambos pertenecientes a los cascos azules de la misión de paz que estabiliza la región y responsables de la construcción de pozos de agua potable y saneamientos. Ellos ayudan a entender al lector neófito que si, además, existe una sobreexplotación de los recursos hidrológicos con fines espúreos (como un jardín de césped o campo de golf en el desierto) y las aguas contaminadas no son depuradas, el desastre ambiental, sanitario y social no tardará en llegar. Sara describe impecablemente cómo estos elementos amenazan las zonas áridas del planeta en una trama que, no por ser ficticia y amena, deja de ser divulgativa.

Esta recomendable obra también hace una denuncia cruda de la agresión a los derechos sanitarios, reproductivos y sexuales de millones de mujeres y niñas. En particular describe el drama de la mutilación genital femenina con un realismo y sensibilidad que emociona. En un gesto solidario, la autora donará las regalías que le correspondan en derechos de autora a un programa contra la mutilación genital de la prestigiosa ONG Médicos del Mundo.

Podrás encontrar el libro en todas las grandes plataformas. El libro electrónico se puede adquirir por la modesta suma de 4,99 € de la que en torno a 1 € serán tu donativo. Si quieres que tu donativo sea más cuantioso puedes adquirir la preciosa edición en papel (impresión bajo demanda) por 17,95€. También puedes conseguir el libro en cualquier plataforma literaria pero la que genera un donativo mayor es la mayorista Libros.cc (donativo de 6€). Si quieres conocer el proyecto en su totalidad y colaborar de otra manera, puedes consultar el sitio de Pozos de Pasión.

Los pocos experimentos de William James — Neurociencia

William James (1842 – 1910) es el punto de entronque entre el tronco de la filosofía y la rama de la psicología. Fue el primer catedrático que ofreció un curso de psicología en los Estados Unidos y se le considera el padre de la Psicología americana, el fundador  junto con Charles Sanders Peirce, de la […]

Los pocos experimentos de William James — Neurociencia

Contaminación atmosférica y riesgo de cáncer infantil en Dinamarca — Pozos de Pasión

En un post anterior se habló de cómo la contaminación atmosférica se asociaba a más de 349000 pérdidas de embarazo anuales en el sur de Asia. Hoy, Día Internacional del Cáncer Infantil (ojalá llegue el día en el que no haya que conmemorarlo), me gustaría compartir otro estudio publicado recientemente en el que se explora […]

Contaminación atmosférica y riesgo de cáncer infantil en Dinamarca — Pozos de Pasión

¿Qué efectos tienen las vacunas de RNA anti-COVID sobre las enfermedades autoinmunes, la fertilidad y el riesgo de aborto?

Recientemente me ha llegado un vídeo de una bióloga con una serie de explicaciones técnicas de cómo las vacunas de RNA anti-COVID podrían causar graves enfermedades autoinmunes, especialmente sobre los órganos reproductivos y la placenta del embrión. Según parece, las responsables de estos nefastos efectos para la biología son unas proteínas denominadas sincitinas. El vídeo se titula “El ARN mensajero y las sincitinas, proteínas retrovirales humanas.” Voy a omitir el enlace para evitar darle publicidad, pero podéis buscarlo en Internet si queréis verlo.

Lo vi con atención porque me lo enviaba un antiguo alumno del grado de Biología y parecía bastante preocupado por la verosimilitud de una narración con tantos detalles técnicos, muchos reservados para iniciados en técnicas de biología celular y molecular.

En cuanto empecé a ver el vídeo me di cuenta de que esta persona, a pesar de estar familiarizada con cierto lenguaje técnico, cometía errores garrafales. Los profesores, de corregir un examen tras otro, tenemos cierta facilidad (o el colmillo retorcido), para detectar cuándo un lenguaje rimbombante esconde ignorancia. Sin embargo, día a día, me doy cuenta de que mis propios alumnos tienen dificultades para discriminar un uso correcto de la terminología, de un uso fraudulento. Probablemente porque los errores están en pequeños detalles de concepto que, aunque aparentemente minúsculos, cambian radicalmente las implicaciones lógicas.

Así que, en este artículo, voy a poner algunos ejemplos que evidencian que la persona que ha elaborado ese vídeo no aprobaría mi asignatura de Biología de primero de carrera, y probablemente tampoco una Biología de Bachillerato (Tabla 1).

Tabla 1: Algunos errores que indican que la información es un fraude pseudocientífico en el vídeo “El ARN mensajero y las sincitinas, proteínas retrovirales humanas.”

ErrorRazón
Primera diapositiva
Las moléculas de ARN son fragmentos de código genético en los que hay escritos mensajesLas moléculas de ARN son transcritos (un tipo de copia) de fragmentos de la secuencia genética con diversas funciones.

El código genético es el “lenguaje” (idioma) de la información genética, no debe confundirse con la “secuencia” genética que contiene la información en nuestras células.
(Esto se enseña en la ESO)
El transcriptoma humano es un sistema de señalizaciónEl trasncriptoma humano es el conjunto de moléculas de RNA y su función principal es la síntesis de proteínas, no la señalización.

Como sistemas de señalización biológica se entienden los segundos mensajeros intracelulares y los mediadores autocrinos, paracrinos y endocrinos, no el transcriptoma.
(Esto se enseña en Biología de Bachillerato)
“presunta enfermedad COVID”La COVID-19 es una enfermedad con una clínica, etiología y epidemiología constatada por cientos de miles de médicos y científicos y así reconocida por las instituciones sanitarias nacionales e internacionales. Tildarla de “presunta” demuestra desconocimiento de la realidad científica y médica.
(Esto lo saben los médicos de cualquier Centro de Salud u Hospital, así como los ciudadanos que escuchan a los sanitarios a los que confían su salud)
“proteína S de la espícula del virus SARS Cov 2”No tiene lógica poner en duda la enfermedad COVID-19 y darle credibilidad a la existencia del virus que la causa y le da nombre. Es incoherente, irracional.
Diapositiva 2
La proteína S de SARS es una proteína de fusiónEl SARS es otra enfermedad diferente causada por el coronavirus SARS-Cov-1, mucho más mortal que la COVID-19.
La proteína S de la espícula del virus SARS-Cov-2 no es una proteína de fusión, ya que es natural. Las proteínas de fusión son las que se generan en el laboratorio al juntar dos genes que en la naturaleza están separados.
“La teoría oficial es que…”No hay ninguna “teoría oficial”, sino evidencias empíricas contrastadas y públicas a partir de decenas de miles de animales y personas de que la vacuna previene la COVID-19, sus perjuicios y secuelas, manteniendo la salud.
“Este argumento ha convencido a mucha gente”Proponer que un argumento extraordinariamente técnico-científico de gran profundidad ha sido validado por “gente” en vez de “científicos expertos” es una manipulación sutil, casi subliminal, para decirle al espectador que la medicina “oficial” está liderada por gente común inexperta. Nos denigra a los científicos profesionales para generar credibilidad sobre la autora como “experta escéptica”.
Diapositiva 3
“Lo que no te cuentan es que nuestro genoma está compuesto por virus”Sería deshonesto contarte eso porque es mentira.

En el genoma de los seres vivos se encuentran secuencias de antiguos virus en pequeñas cantidades estimadas en menos del 10% de todo el material genético. En algunos casos estas secuencias han sido “domesticadas”, es decir, cambiadas para desempeñar algunas funciones importantes en la defensa contra nuevos virus.

No voy a seguir aburriéndote porque el resto del vídeo es similar. Se mencionan estudios científicos reales a los que se les da credibilidad para después sacar conclusiones aberrantes e ilógicas. Si la comunidad médico-científica, compuesta por cientos de miles de expertos que han elaborado esos estudios, no solo no está preocupada por los efectos adversos de la vacuna, sino que estaremos los primeros en la cola cuando nos toque vacunarnos ¿Por qué creer a una “bióloga” que no entiende lo que aprendió en la secundaria y la Universidad?

En fin, lo que yo os recomiendo es que, ante este tipo de informaciones preguntéis a vuestros profesores de la escuela, el instituto o la universidad. Y si no, a vuestros médicos o a las instituciones sanitarias oficiales. Aquellos que estamos vinculados a una entidad pública estamos obligados a ser honestos porque estamos sometidos continuamente a supervisión y evaluación dado que cobramos sueldos financiados con vuestros impuestos. Desconfiad de los “expertos independientes” porque suelen esconder intereses ocultos muy poco filantrópicos.

También podéis recurrir a ciertas iniciativas periodísticas que se han especializado en denunciar los bulos y explicar cuáles son los intereses poco éticos que hay detrás. Es el caso de Newtral o Maldita Ciencia. A continuación os dejo un enlace donde se explica un poco más de este bulo en concreto.

Origen: No hay evidencias de que la vacuna de Pfizer provoque infertilidad

No, un estudio no ha probado que el uso de mascarillas a largo plazo genera microbios que se infiltran en los pulmones y ‘contribuyen al cáncer de pulmón en estadio avanzado’ – Maldita.es

El estudio citado no incluye la palabra ‘mascarilla’

El estudio en cuestión fue publicado en noviembre de 2020 en la revista Cancer Discovery pero no habla de mascarillas. Según el artículo científico, el enriquecimiento de los pulmones con microbios comensales orales se asoció con una enfermedad de etapa avanzada, peor pronóstico y progresión del tumor en pacientes con cáncer de pulmón. Es decir, que la presencia de algunos microbios en los pulmones se correlaciona con una peor progresión del cáncer de pulmón. Pero este estudio no tiene relación con las mascarillas. De hecho, esa palabra ni aparece en el artículo. El estudio se hizo entre marzo de 2013 y octubre de 2018 en personas con cáncer de pulmón.

Origen: No, un estudio no ha probado que el uso de mascarillas a largo plazo genera microbios que se infiltran en los pulmones y ‘contribuyen al cáncer de pulmón en estadio avanzado’ – Maldita.es

El sobrepeso y la obesidad implican una peor salud cardíaca, incluso si se hace ejercicio | madrimasd

No se puede estar gordo, pero sano. Un estudio constata que la actividad física no anula los efectos negativos del exceso de peso corporal sobre la salud del corazón.

Origen: El sobrepeso y la obesidad implican una peor salud cardíaca, incluso si se hace ejercicio | madrimasd

Un estudio muestra las ciudades europeas con mayor mortalidad relacionada con la contaminación del aire | madrimasd

Los resultados globales indican que si todas las ciudades analizadas fuesen capaces de cumplir con los niveles de PM2,5 y NO2 recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), se podrían evitar 51.000 y 900 muertes prematuras cada año, respectivamente. Si todas las ciudades fueran capaces de igualar los registros de calidad del aire de la ciudad menos contaminada del listado, la mortalidad evitable sería notablemente mayor: 125.000 muertes prematuras evitables cada año gracias a la reducción de las concentraciones de PM2,5 y 79.000, por la reducción en NO2.

Origen: Un estudio muestra las ciudades europeas con mayor mortalidad relacionada con la contaminación del aire | madrimasd

Demostrada la capacidad terapéutica de las vacunas de tuberculosis frente al asma en ratones | madrimasd

Investigadores de la Universidad de Zaragoza han logrado revertir los efectos del asma en modelos animales empleando vacunas vivas atenuadas utilizadas contra la tuberculosis

Origen: Demostrada la capacidad terapéutica de las vacunas de tuberculosis frente al asma en ratones | madrimasd

“Hasta ahora se está repitiendo el patrón de la gripe española” | madrimasd

¿Qué enseñanzas podemos sacar hoy de la gripe española?

Nos sirve para entender la covid-19. En algunos casos los paralelismos son apabullantes, aunque existen parecidos y diferencias, que tengo intención de ir fijando sistemáticamente. La principal diferencia es el grupo de edad afectado: en 1918 murieron adultos jóvenes, hombres y mujeres por igual; y en 2020, personas mayores, con el pico en hombres de entre los 80 y 89 años de edad.

Sobre las similitudes, algunas son clarísimas: la covid y la gripe española han afectado más a los países mediterráneos (Italia, España, Francia) que a los escandinavos. A nivel nacional, la primera onda de ambas pandemias, tanto en 1918 como en 2020, apenas ha incidido en Canarias, que presenta las tasas más bajas de España. En cambio, ha provocado la máxima afectación en la ciudad de Madrid, tanto en la primera ola de entonces como en la de ahora (con una tasa de 2 personas muertas por cada mil habitantes, el doble que la media de España, que ha sido 1). El caso de Madrid merecería un estudio en profundidad. Tiene que haber algunos factores geográficos, climáticos, urbanísticos, demográficos o de otro tipo que hacen que esa ciudad sufra especialmente la embestida de estos nuevos virus, los que ya han pasado y los que vengan…

Origen: “Hasta ahora se está repitiendo el patrón de la gripe española” | madrimasd